Reseña histórica de Arquitecto de la Comunidad

Imprimir
Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Valoración:
( 0 Rating )

¿Cómo surgimos?

El Arquitecto de la Comunidad, fue creado por una decisión Gubernamental, según consta en documento emitido con fecha 12 de abril de 1994, firmado por los Ministros de la Construcción, Industria de Materiales de la Construcción, Presidente del Instituto Nacional de la Vivienda (INV), Instituto de Planificación Física (IPF), la Unión de Arquitectos e Ingenieros de la Construcción de Cuba (UNAICC), Vicepresidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Secretario Ejecutivo del Frente de Proyectos, y Jesús Montané Oropesa, Ayudante del Comandante en Jefe. Donde se responsabilizó al INV como organismo rector y promotor para el desarrollo del Programa del Arquitecto de la Comunidad y en el que los Ministros y Jefes de Organismos estuvieron de acuerdo en facilitar la integración de cualquier profesional al programa.

Se creó como un Programa Nacional de interés social integrado por profesionales y técnicos de la construcción para brindar a la población una gama amplia de servicios técnicos y de proyectos destinados a la construcción, conservación, rehabilitación y mejoramiento funcional y físico-ambiental de sus viviendas, tomando en consideración además, el entorno urbano, el uso racional del suelo; el empleo de materiales locales y alternativos; empleando para estos fines el "Método Participativo" creado por el arquitecto argentino Rodolfo Livingston.

Historia

El Arquitecto de la Comunidad tuvo su primera aparición en la Ciudad de Holguín a inicios de 1994 como uno de los programas de HABITAT-CUBA. Más tarde con la visión y apoyo del Comandante Jesús Montané Oropesa cobró simpatía y aceptación de muchos otros profesionales y Gobiernos extendiéndose a todo el país. Esta experiencia fue seleccionada como una de las 40 Mejores Prácticas a nivel mundial, en el primer concurso de este tipo, celebrado con vistas a la Conferencia HABITAT II - "Cumbre de las ciudades", convocado por el Centro de las Naciones Unidas para los Asentamientos Humanos (CNUAH) en Estambul en 1996. En ese momento la experiencia se extendía a solo la mitad de los municipios cubanos.

Fue constituido en Ciego de Ávila el 8 de diciembre de 1994 con solo 4 arquitectos en el municipio cabecera, a los cuales se les fueron sumando otros que vieron en este nuevo estilo de trabajo, que contaba además con un Método de Diseño Participativo, una manera atractiva de incidir en la arquitectura de la ciudad, ayudando a las familias a mejorar, en cuanto a diseño, sus problemas habitacionales. Por las perspectivas del programa se fueron incorporando profesionales y técnicos y se extendió el servicio a los restantes municipios.

En el año 1998, con la disolución de HABITAT-CUBA, se hizo necesario incorporar al sistema organizativo del Instituto Nacional de la Vivienda el Programa del Arquitecto de la Comunidad, según consta en la Resolución No. 317 de 1998 de este mismo instituto y la Resolución No. 4 de 1999 donde se ratifica su subordinación. Aparecen además resoluciones del Ministerio del Trabajo y la Seguridad Social y el Ministerio de Finanzas y Precios con relación al contenido de trabajo, tarifas de precios, estructura y Sistema de Pago.

Como parte del Sistema de la Vivienda, el programa también asume gran parte de los proyectos y demás servicios técnicos que generan los planes de construcción y conservación de viviendas por la vía estatal en cada localidad. Con la modificación posterior de la ley de la vivienda y otros cuerpos legales del INV, a partir del 2003 otra parte significativa de servicios relacionados con trámites de índole legal de la población, le fueron asignados al programa, servicios que hasta hoy siguen realizándose.

Ya con la aplicación de un nuevo Sistema de Pago por Rendimiento se dio el elemento definitivo para abrir paso de la condición de Grupo o “Programa” a una entidad Empresarial Autofinanciada.

En la Resolución No. 65 de fecha 4 de marzo de 2015, emitida por Marino A. Murillo Jorge, Ministro de Economía y Planificación de la República de Cuba, se autorizó la creación de la Empresa Provincial de Servicios Técnicos del Arquitecto de la Comunidad de Ciego de Ávila, subordinada al Consejo de la Administración Provincial del Poder Popular de Ciego de Ávila.

Posteriormente, en la Resolución No. 89 de fecha 9 de marzo de 2015, emitida por Raúl Victorio Pérez Carmenate, Presidente del Poder Popular Provincial, se crea la Empresa Provincial de Servicios Técnicos del Arquitecto de la Comunidad de Ciego de Ávila, subordinada al Consejo de la Administración Provincial del Poder Popular de Ciego de Ávila.